<
>

El día que jugó el Atlético con la camiseta blanca


21 de diciembre de 2014 Antoine Griezmann dio su último salto al Atlético con un hat-trick en San Mamés que auguraba el despegue de los franceses como un colchón. Ese día, además del Principito, tuvo lugar un hecho polémico, ya que El Atlético debutó con la camiseta de la segunda equipación de la temporada 2014-15, completamente gris (En juegos anteriores había usado el amarillo de un año anterior). Un color poco ligado al club y con cierto recuerdo del Real Madrid, el mayor rival histórico, por el que ha habido cierta polémica en la masa social.

Sin embargo, y aunque muy pocos lo recuerdan, yEl Atlético de Madrid vino a jugar con la camiseta totalmente blanca. Fue el 24 de junio de 1956, en la final de la Copa Generalísimo también ante el Athletic de Bilbao, luego Atlético. El equipo vasco vistió su camiseta rojiblanca, pero el Atlético de Madrid Varió el uniforme alternativo tradicional, mitad azul y mitad blanco, y saltó al campo con una chaqueta completamente blanca y pantalones azules.

Escudo / Bandera Atlético

Como explicó Alfredo Relaño en El País, fue una tarde triste para los colchoneros. Primero porque se vieron obligado a rendir homenaje al Real Madrid por su reciente título de la Copa de Europa. La Federación y el Ayuntamiento han decidido que El Santiago Bernabéu recibió la medalla de oro de la ciudad y la plata a los jugadores antes del inicio del partido, impuesta por los propios finalistas. El Athletic había sido el verdugo del conjunto blanco en las semifinales, mientras que el Atlético había batido al español.

Por curiosidad, Relaño relata cómo, mientras reinaba la tranquilidad en la concentración previa al partido de atletismo, en el hotel Atlético, el grupo de rodaje de «Orgullo y Pasión» dormía, con Cary Grant, Frank Sinatra, Juanito Olaguibel, Stanley Kramer y Sofia Loren. Ya en el campo, el Athletic se formó con Carmelo; Orué, Garay, Canito; Mauri, Maguregui; Arteche, Marcaida, Arieta, Uribe y Gaínza. El Atlético, por su parte, apostaba por Pazos; Martín, Heriberto Herrera, Verde; Cobo, Hernández; Miguel, Molina, Peiró, Agustín y Collar. Los madrileños tenían el secreto de Escudero.

Y, a pesar de que Molina puso el 0-1 en el marcador, El Athletic acabó levantando su decimonoveno título de mayordomo de copa, en ese momento el gran rey de la competición (actualmente el Barcelona tiene 31 y el Athletic 23). Con dos tiros a la cabeza, el primero de Arteche y el segundo de Maguregui, El conjunto vasco dio marcha atrás en la final y dejó al Atlético sin capacidad de reacción. El atuendo de colchón nunca volvería a llevar una camiseta completamente blanca, una tarde de malos recuerdos fue suficiente.

Etiquetas
Siguiente

Deja tu comentario