<
>

El Español Alejandro Villanueva se retiró por 7 años en la NFL



Alejandro Villanueva, el pionero español en la era moderna de la NFL, ha decidido retirarse tras siete años en la élite del fútbol americano. El ‘offensive tackle’, quien tenía contrato con los Baltimore Ravens para la próxima temporada, no jugará el año que viene, tal y como ha informado el periodista Adam Schefter. La carrera de Villanueva en la NFL se decidirá con la elección del Pro Bowl (La Liga All-Star) como resultado.

Villanueva nacido en 1988 en Meridian, Mississippi (Estados Unidos), donde por entonces residían sus padres españoles, Ignacio y Matilde, puesto que su padre era militar de la OTAN. Pese a ello, Villanueva siempre tuvo la nacionalidad española. Cuando sufrimos en España durante su juventud, Comenzó a jugar al rugby, deporte en el que su Hermano Iñaki ha sido internacional con la selección española. Sin embargo, al trasladarse a Bélgica, Alejandro pasó a practicar fútbol americano. Dadas las raices militares en su familia, Villanueva estudió en la Academia Militar de West Point, donde jugó en el equipo de fútbol americano universitario, los Army Black Nights.

En esta etapa, Villanueva ni siquiera tenía una posición definida. Originalmente era un tight end, aunque empezó jugando en la línea defensiva, y ya en su segundo año pasó a emplearse en la línea ofensiva del equipo. Incluso, llegó a tratar de convertir a receptor. Al terminar su etapa universitaria, el español no fue elegido por ningún equipo en el Draft de 2010, y llegó a hacer pruebas par los Cincinnati Bengals y los Chicago Bears en los siguientes años, pero nunca se le llego a decerer un contrato. Aquello hizo que Villanueva decidiese ingresar y escalar en el ejército estadounidense, donde alcanzó el rango de capitán. Fue a Afganistán hasta en tres ocasiones. Allí, el español rescató a varios soldados durante un tiroteo, lo que hizo que le concediese la prestigiosa Estrella de Bronce.

Sin embargo, en 2014, Villanueva decidió volver a su sueño de jugar en la NFL. Firmó un contrato con los Philadelphia Eagles, aunque no tenía seguro entrar en la plantilla final. Él mismo dijo que, en caso de no conseguirlo, volvería a Afganistán. Tras disputa unos partidos de pretemporada con los Eagles, ‘Ali’ fue finalmente cortado. Pero antes de ello, en uno de esos encuentros que jugó, Villanueva llamó la atención sobre el manager rival Mike Tomlin de los Pittsburgh Steelers. Su altura (2,06 metros) y capacidad para moverse hizo que los Steelers lo firmaran nada más ser cortado por los Eagles. Lo primero que hizó con él fue cambiar su puesto, dejando de ser una linea defensiva para pasar a jugar en la linea ofensiva. Trabajó duro para sufrir peso, alcanzando los 150 kilos, y durante aquella temporada 2014, Villanueva siempre estuvo en la plantilla de prácticas de los Steelers.

Fue en 2015 cuando recibi la oportunidad y pudo cumplir su sueño de jugar en la NFL a los 26 años. Las lesiones de varios compañeros cobijan la puerta incluso de la titularidad en la demarcación de ‘tackle izquierdo’. Comenzó en tiempo reglamentario el 10 de septiembre de 2015 ante los New England Patriots de Tom Brady. De esta manera, Villanueva hacía historia para España. Previamente, tan solo los hermanos Rodríguez, Jess y Kelly, y Ray Rowe habían jugado en la élite del fútbol americano. Los dos primeros, nacidos en Avilés, lo hicieron en 1929 y 1930, cuando la NFL no existía como hoy en día. El segundo, nacido en Rota pero de padres estadounidenses, pasó dos años en los Redskins en la década de los 90. Ya después de Villanueva llegó JJ Arcega-Whiteside, quien lleva ya tres años en los Eagles.

Desde que Alejandro cogió la permanencia en Pittsburgh, nunca más soltó. De los 113 partidos que ha jugado a lo largo de siete temporadas, Villanueva ha sido titular en 107 de ellos. Pronto se convirtió en uno de los mejores de toda la NFL en su puesto. Muestra de ello fueron sus elecciones para el Pro Bowl en 2017 y 2018. Todo esto, además, en uno de los equipos más punteros por aquellos años. Los Steelers acumularon mucho talento ofensivo, con armas como Antonio Brown y Le’Veon Bell, además de un Ben Roethlisberger perfectamente protegido por Alejandro. El español y sus Steelers llegaron cuatro veces a los playoffs, y fue en la temporada 2016 cuando más cerca estuvieron de la gloria, pero Los Patriots de Brady Cortaron camino al Super Bowl al imponerse en una muy configurada final de conferencia AFC.

El pasado verano, tras seis años en Pittsburgh, Alejandro Villanueva jugó en el aire en un sonado movimiento, quien se convirtió en agente libre de los Baltimore Ravens, Eternos rivales divisionales de los Steelers. Esta temporada 2021 no fue sencilla para el español, principalmente cerdo jugó en una demarcación distinta a la que llevaba ya seis años acostumbrado. Los Ravens no tuvieron su mejor año y ni siquiera entraron en los playoffs. A Alejandro (quien, como curiosidad, actualmente era el jugador más alto de la NFL) le quedó un año de contrato con los de Baltimore, pero a los 33 años ha decidido poner fin a una carrera de siete años como profesional en uno de los deportes más demandees a nivel físico (la edad media de retirada en la NFL son 27 años).

La de Villanueva se cierra, por tanto, como una brillante trayectoria en la mejor liga del mundo de fútbol americano, siendo él un pionero en España de un deporte prácticamente desconocido. En su carrera, Villanueva ha ganado 33 millones de dolares además de distintos contratos, demostrando esta cifra que siempre ha sido bien valorada en la NFL. Sus dos elecciones para el Pro Bowl muestran la calidad que siempre ha atesorado a la hora de proteger a su mariscal de campo. Y, por si eso no fuera poco, son multitud los compañeros y entrenadores del español los que han acostumbrado a desaparecer en elogios sobre la persona que es Alejandro.

Etiquetas
Siguiente

Deja tu comentario