<
>

Ellos comen un marrón



Imaginar Lucas, un extremo convertido en extremo, luchando por parecerse a Carvajal (un top ‘dos’ cuando es 100%). Imaginar Militao sentimiento Temprano, una central eléctrica que llegó de niño Bernabéu y quien se hizo hombre levantando cuatro Campeones en cinco años (comenzó en la final de tres de ellos). Imaginar Nacho, una defensa versátil inagotable, sintiendo cuánto tiempo la sombra de Sergio Ramos, tal vez al lado de Hierro y Santamaria la mejor defensa de la historia del club. Yo tambien me imagino Alaba ya Miguel Gutiérrez sentir lo complicado que es imitar su desempeño defensivo para Mendy, una piedra y un especialista en trabajos para cerrar los espacios en el ala izquierda. Ponte en el lugar de los cuatro.

No es su culpa. Se comen uno marrón y hay que darles confianza para alejar a estos fantasmas de sus antecesores en el cargo y ser ellos mismos. No olvidemos que los cuatro son internacionales y los cuatro jugaron grandes partidos en ese momento. ¿Recuerdas lo bien que estaba Lucas con Zidane? ¿Te olvidas de los grandes partidos que hicieron Nacho y Militao de febrero a mayo de este año? Y el Alaba expone en Bayern como extremo zurdo? Matarlos ahora es la parte fácil. Pero seguramente volverán pronto a su mejor nivel. No me bajaré del barco. Me niego.

Etiquetas
Siguiente

Deja tu comentario