<
>

Loida Zabala, en plena lucha contra el cncer: «Quiero ir a los Juegos de Pars a toda costa»


Su sonrisa ilumina el plat de MARCA la Diferencia. Loida Zabala ha aprendido en los ltimos meses a saborear cada minuto y a disfrutarlo sin dar por hecho que tenemos toda la vida por delante. Hace un mes se proclamaba campeona de Espaa por decimonovena vez consecutiva, pero ese oro no era una medalla ms. Era un triunfo de vida. «Es la nica nacional que me ha tocado la fibra. Despus de tanto tiempo sin competir y llevando tan poquito entrenando desde que me diagnosticaran el cncer, era ya algo increble poder ir a un campeonato. El subir al podio despus de todo lo que he pasado es increble», reconoce sonriendo la halterfila paralmpica.

Su vida se par el 28 de octubre del ao pasado. Aquel da estaba en su trabajo de teleoperadora en el 012 cuando comenzaron los primeros sntomas. Le entr una llamada y no saba qu contestar a una pregunta muy sencilla. No saba qu estaba pasando. Fue a su coordinadora pero no pude explicar lo que le ocurra, no le salan las palabras. Cuando lleg Emergencias le ensearon un reloj y unas gafas y no saba cmo se llamaban los objetos. «Me senta sper desorientada», rememora. Y rpidamente la llevaron al Hospital Ramn y Cajal de Madrid.

Una vez all, las pruebas determinaron un primer diagnstico. «Fue un shock cuando me dijeron que tena nueve tumores cerebrales. Mi vida de repente se par. Unos das despus me dijeron que tena cncer de pulmn con metstasis en cerebro, hgado y rin«, explica la campeona de Europa y cuatro veces diploma paralmpico (Pekn 2008, Londres 2012, Ro 2016 y Tokio 2020).

Una competicin de vida

«A partir de ese momento comenc una nueva competicin, en este caso de vida», aade. Le prohibieron entrenar porque podan volver a sangrar los tumores cerebrales. «Mi meta ya no era una medalla sino curarme», reconoce. Y para ello empez un tratamiento de quimioterapia en pastillas. Perdi mucha fuerza y necesitaba ayuda hasta para pasar de la silla de ruedas al sof o a la cama. No se reconoca. «No poda ser independiente, eso es lo que peor llev. Afortunadamente estaba mi pareja constantemente para para ayudarme», dice agradecida.

Los corticoides que tom en noviembre y diciembre le hicieron hincharse porque retena lquidos y subi de los 50 a los 61 kilos. Cuando en diciembre le hicieron un TAC, descubrieron que los tumores cerebrales haban desaparecido y poda volver a los entrenamientos. Lo hizo en enero y ese fue su primer pequeo triunfo. «Nunca me haban pesado tanto los discos en la barra», recuerda. Levant 40 kilos y record que en su primera competicin hace 18 aos haba subido 45, pero el plan era ir poco a poco. Cada da iba mejorando y en el Campeonato de Espaa de hace un mes levant 70. «Ahora hago cuatro repeticiones con 70 y llego hasta 75. Voy recuperando mi estado de forma. De aqu a Pars queda mucho tiempo y mi entrenador tiene esperanzas de llegar en buena forma. Quizs podemos estar igual que antes. Es complicado, pero no imposible«, cuenta ilusionada.

Le he comentado a la oncloga la posibilidad de dejar el tratamiento estos meses que quedan para los Juegos, pero no me lo recomienda porque es dejar el cncer a su libre albedro

Loida Zabala, halterfila paralmpica

Precisamente los Juegos Paralmpicos de Pars han sido siempre su gran motivacin y objetivo durante el tratamiento. Ha sacado fuerzas cuando no las haba para poder seguir adelante y mejorar cada da. «Sin duda, llegar a los Juegos ya sera una medalla«, asegura. El tratamiento le dificulta bajar de peso a pesar de llevar una dieta saludable. «Le he comentado a la oncloga la posibilidad de dejar el tratamiento estos meses que quedan para los Juegos, pero no me lo recomiendan porque es dejar el cncer a su libre albedro y podra hacer que hubiera metstasis en muchos rganos de manera rpida (sigue teniendo tumores en pulmn, hgado y rin). Estamos viendo opciones porque mi prioridad es Pars. No s cmo va a ser mi futuro pero tengo claro que quiero ir a toda costa«, dice convencida. Y ese a toda costa implica que si tiene que elegir entre tratamiento y Juegos, elegir los segundos.

Llegar a los Juegos ya sera una medalla

Loida Zabala, halterfila paralmpica

Disfrutar del camino

Loida, que con 11 aos perdi la movilidad en las piernas por una mielitis transversa y que estuvo a punto de perderse los Juegos de Londres 2012 porque un exnovio le produjo una lesin tras un episodio de violencia de gnero pocos meses antes, no se ha preguntado nunca por qu la vida le pone tantas piedras en el camino. Lo que hace es ver cmo se pueden solucionar y tratar de ponerle remedio. «Aunque el cncer ha sido el obstculo ms complicado de saltar para ir a unos Juegos«, reconoce.

Cuando te dan una noticia as te das cuenta de la importancia del tiempo

Loida Zabala, halterfila paralmpica

Tiene la marca mnima para Pars en la categora de menos de 50 kilos, por eso est trabajando con un nutricionista para lograr bajar hasta ese peso para entonces. Ahora la bscula marca 57 y a finales de este mes competir en -61 en una Copa del Mundo en Egipto. «Llegu a pensar que no podra viajar porque con los tumores cerebrales no poda hacerlo en avin», explica. Y espera competir en la categora de menos de 55 en Georgia en junio.

Su objetivo es disfrutar del camino. Est esperando los resultados del ltimo TAC que espera recibir esta misma semana. «Tengo asumido que puede pasar cualquier cosa. Damos por hecho que vamos a tener el tiempo suficiente para conseguir todas nuestras metas, todos nuestros sueos, que vamos a tener dcadas por delante… Pero cuando te dan una noticia as te das cuenta de la importancia del tiempo. Es importante tener metas y sueos por cumplir en el futuro, pero tambin disfrutar de ese proceso en el presente y hay que valorar todos los momentos. Y yo s que cualquier cosa puede pasar y me gusta adelantarme a la fase de aceptacin. Ahora mismo tengo aceptado cualquier tipo de noticia que me vayan a dar sobre el cncer», asegura convencida. Zabala, un ejemplo de fuerza en todos los sentidos.

.

Etiquetas

Siguiente

Deja tu comentario